Para matrimonios con hijos de 8 a 11 años de edad.

 

Es ahora el momento de consolidar virtudes y valores.

En los últimos años de la etapa infantil los niños muestran una gran desenvoltura en su relación con el entorno que les circunda. Esto les obliga a tomar gran cantidad de decisiones personales en muchas situaciones diarias. Para poder elegir se ha de tener en cuenta una escala de valores como referencia.

Con este programa de Orientación Familiar los padres analizan la importancia de vivir conforme a una escala de valores, de cómo transmitirlos a los hijos y de cómo ayudarles a conquistarlos. En estas edades los niños se encuentran en la mejor etapa infantil, por eso no se puede retrasar el tratar determinados temas, ni servirá hacerlo cuando lleguen los problemas de la pubertad o la adolescencia.

TEMAS